miércoles, marzo 15, 2006

2

(c) La ilusión no muere con el dolor, sino con el espanto de saber rotas mis alas imaginarias.

7 comentarios:

Apo dijo...

la ilusion muchas veces nace con el dolor. ¿como muere? puede ser que tengas razon...

julieta dijo...

bueno, no, no nos pongamos sentimentales, dale.

principio de incertidumbre dijo...

¿ por qué no ponerse sentimentales? Hay que bancársela para admitirlo.


Si se rompen alas, hay que buscarse otro remolque. Como los perritos que se quiebran les ponen rueditas.

Nala dijo...

Totalmente de acuerdo.
Casi diría que el dolor a veces nos impulsa a seguir por el mismo camino, como si por eso valiera más la pena...

Niño Errante dijo...

Seguir, detenerse, observar. No sé, a veces pienso que voy demasiado rápido y que mis decisiones ocurren, no puedo elegirlas.
Entonces vuelvo y sé. La importancia de mi duda es encontrar la certeza.
Cordialmente,
Yo.

Bárbara Din dijo...

Oh, sí. Pero si hacemos suficiente fuerza, las alas pueden volver a crecer.

Niño Errante dijo...

Of course my dear, of course.
Cordialmente,
Yo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...