viernes, mayo 16, 2008

Alegría

Estiró la mano y supo que toda la bondad del mundo encarnaba en la moneda que le estaba dando. Una puta moneda, pensó, de la que nadie se quiere desprender.

4 comentarios:

Enredada dijo...

si. La bondad y la alegría últimamente se encarnan en esas miserias... que mundo, que gente, que pena!!!
mil besos

Martín dijo...

Besos y tristeza compartidos.
Cordialmente,
Yo.

sibila dijo...

suele suceder más veces de las necesarias...

Martin dijo...

Demasiadas veces.
Cordialmente,
Yo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...